Las enseñanzas Vegetarianas del Rav Kook

El apoyo más importante para el vegetarianismo como un hecho positivo en la Tora, esta en la literatura y escritos del rabino Abraham Isaac Kook Hakohen (1865-1935). Rav Kook fue el primer gran rabino del pre Estado de Israel y un muy respetado y querido líder espiritual judío de principios del siglo 20. Fue un pensador místico, un gran escritor, y un gran estudioso de la Tora.

Rav Kook fue un escritor muy prolífico que ayudó a inspirar a muchas personas a avanzar hacia el camino espiritual. Instó a personas religiosas a participar en las cuestiones sociales y a esforzarse para mejorar el mundo. Sus poderosas palabras en favor del vegetarianismo se encuentran principalmente en “una visión de Vegetarianismo y la Paz” (editado por el Rabino David Cohen, “El Nazir”).

Rav Kook consideraba que el permiso para comer carne fue sólo una concesión temporal; le parecía que un Dios que es misericordioso con sus criaturas no instituiría una ley eterna que permita la matanza de animales para alimentación. [1] Él dijo:

Es inconcebible que el Creador que había previsto un mundo de armonía y de una manera perfecta para que el hombre pueda vivir, muchos miles de años más tarde, encuentre que este plan estaba equivocado. [2]

Según Rav Kook, como la gente se había hundido a un nivel extremadamente bajo de espiritualidad (en el tiempo de Noé), fue necesario que se les dé una elevada imagen de sí mismos en comparación con los animales, y que concentren sus esfuerzos primero en mejorar las relaciones entre las personas. A su juicio, a las personas que se les niega el permiso de comer carne, podrían comer la carne de otros seres humanos, debido a su incapacidad de controlar sus ansias de carne. Estimó el permiso de matar animales para alimentación, como un “impuesto” o dispensa temporal hasta que llegue una “época más brillante” cuando la gente vuelva a dietas vegetarianas. [3] Tal vez para reforzar la idea de que el tiempo ideal para ser vegetariano no había llegado aún, Rav Kook comía simbólicamente una muy pequeña cantidad de pollo en Shabat.

Rab Kook consideraba que el permiso para comer carne “con todo el deseo de tu alma” fue un reproche disimulado. [4] Él decía que llegara el día cuando la gente deteste comer carne de animales por motivos morales, y, se dirá que “debido a que tu alma no desea comer carne, no comerás carne “. [5] Junto con la autorización para comer carne, el judaísmo viene con muchas leyes y restricciones (las leyes de kashrut). Rab Kook creía que la reprimenda derivada de dichas regulaciones es un elaborado aparato diseñado para mantener vivo un sentimiento de reverencia por la vida, con el objetivo de eventualmente llevar a la gente fuera de su hábito de comer carne. [6]

Según Rav Kook, todas las leyes y restricciones servían para elevar la conciencia de los Judíos, que los llevara a pensar acerca de lo que están comiendo, y decidir si el precio a pagar reúne los requisitos religiosos. El consumo de carne, por lo tanto, no se da por sentado y los mandatos de lo que ponemos en el plato pueden ser un primer paso para rechazar el consumo de carne por completo.

El comentarista de la Tora Efraim Lunchitz Salomón, autor de K’li Yakar, se hace eco de esta idea:

¿Cuál es la necesidad de todo el procedimiento ritual de matanza (Shjita)? En aras de la auto-disciplina. Es por mucho, más apropiado para el hombre no comer carne, y sólo si tiene un fuerte deseo de carne, la Torá le permitirá comerla, sólo después de, tomarse la molestia y los inconvenientes necesarios para satisfacer su deseo. Quizás a causa de las molestias y la incomodidad del procedimiento en su conjunto, se abstuvieran de tal fuerte e incontrolable deseo de comerla. [7]

Rav Kook vio las ansias del pueblo por la carne como una manifestación de las pasiones negativas más que de una necesidad inherente. Él y Joseph Albo creían que en la era mesiánica, el pueblo volverá a ser vegetariano. [8] Rav Kook decía que en la época mesiánica, “el efecto del conocimiento se extenderá incluso a los animales … y sacrificios en el Templo consistirán solo de vegetales y minerales, y será agradable a Dios como en días de antaño … “ [9] Se basan en la profecía de Isaías:

Y el lobo habitará con el cordero,
Y el leopardo se acostara con el cabrito;
Y el ternero y el joven león y el cebón andarán juntos;
Y un pequeño niño los conducirá.
Asimismo la vaca y la osa pacerán y sus crías yacerán juntas;
y el león comerá pasto como la res vacuna.
Y jugara el niño de pecho sobre el agujero del áspid,
y el destetado pondrá su mano sobre la madriguera de la víbora.
No obraran mal ni destruirán en Mi santo monte, porque estará la tierra llena del conocimiento del Señor, como las aguas que cubren el mar.
(Isaías 11:6-9)

Rab Kook creía que el alto nivel moral involucrado en el vegetarianismo de las generaciones anteriores a Noé, fue una virtud de tan gran valor que no puede perderse para siempre. [10] En el futuro estado ideal, al igual que en el período inicial, la gente y los animales no comerán carne. [11] Nadie dañara o destruirá ninguna otra criatura viviente. La vida de las personas ya no será sustentada a costa de la vida de los animales.

En un escrito que resume muchas de las enseñanzas del Rav Kook, Joe Green, un reciente escritor vegetariano judío, llegó a la conclusión de que, al adoptar los judíos religiosos la dieta que se utilizará durante el tiempo del Mesías, los vegetarianos éticos serán pioneros de dicha era Mesiánica, y estarían conduciendo sus vidas de manera que harán la llegada del Mesías más rápida [12]

Hoy en día la mayoría de Judíos comen carne, pero el alto ideal de Dios, la dieta vegetariana inicial, mantiene un lugar especial en la Biblia para Judíos y todo el mundo para ver, el objetivo final hacia el que todas las personas deben tratar de llegar.

Notas:

1. Nehama Leibowitz, Studies in Deuteronomy, Jerusalem: World Zionist Organization (3rd edition), 1980, pp. 135-142. Also see Rav Kook`s “Afikim BaNegev in HaPeles (Berlin), 1903-1904, and “Tallelei Orot” in Tahkemoni (Berne), 1910.

2. Quoted by Philip Pick, “The Source of Our Inspiration” ( Jewish Vegetarian Society Paper, London), p. 2.

3. Nehama Leibowitz, Studies in Bereshit (Genesis) (Jerusalem: World Zionist Organization (3rd edition), 1976), p. 77.

4. See the discussion in Joe Green, “Chalutzim of the Messiah-The Religious Vegetarian Concept as Expounded by Rabbi Kook”, p. 2.

5. Ibid, pp. 2,3.

6. “fragments of Light” in Abraham Issac Kook. edited and translated by Ben Zion Bokser (New York: Paulist Press, 1978) pp. 316-321.

7. Quoted by Abraham Chill, The Commandments and Their Rationale , (New York, 1974), p. 400.

8. “Vegetarianism From a Jewish Perspective”, Rabbi Alfred Cohen. Journal of Halacha and Contemporary Society , Vol. 1, No. 2, (Fall, 1981), p. 1 2 (1981), p. 45; Arlene Groner, “The Greening of Kashrut – Can Vegetarianism Become the Ultimate Dietary Law?”, The National Jewish Monthly , 1976, p. 45 – 1976, p. 13.

9. Olat Rayah, Vol. Olat Rayah, Vol. 1, p. 1, p. 292. Cited by Cohen, “Vegetarianism . . . “, p. 45.

10. Rabbi Abraham Isaac Kook, A Vision of Vegetarianism and Peace .

11. Rabbi JH Hertz, The Pentateuch and Haftorahs (London: Soncino Press, 1958), p. 5.

12. Green, “Chalutzim of the Messiah”, p. 1.

Texto tomado de http://begano.blogspot.com/2008/03/las-enseanzas-vegetarianas-del-rav-kook.html

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Judaísmo/Cultura judía, Vegetarianismo/Animalismo y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.